Los hombres pueden presentar distintos problemas urológicos frecuentemente de acuerdo a su edad, sin ser exclusivas de esa edad o que no puedan padecer alguna otra.

Cuando el hombre se encuentra en sus veintes, el problema más frecuente es la eyaculación precoz, la cual suele afectar a 1 de cada 3 hombres. La eyaculación precoz ocurre cuando un hombre eyacula antes de lo deseado, ya sea por él o por su pareja al tener relaciones sexuales. Esta patología suele ser una de las principales causas de insatisfacción de la pareja, por lo que lo ideal es consultar a un urólogo para recibir ayuda.

Cuando el hombre se encuentra en sus treintas y cuarentas, la patología más común es la infertilidad, siendo los hombres los responsables del 50% de este problema dentro de una pareja. La infertilidad masculina puede ser causada por diversos problemas como alteraciones en el número o la calidad de los espermatozoides, problemas genéticos, congénitos, hormonales, vasculares (varicocele), infecciosos, obstructivos o tóxicos. Esto en muchos casos puede resolverse con tratamientos o cirugías.

Cuando el hombre está en sus cuarentas, el principal problema es la disfunción eréctil, afectando a 1 de cada 4 hombres. La disfunción eréctil ocurre cuando se tiene dificultad para lograr o mantener una erección. Esta disfunción es más común a medida que se envejece pero no es parte natural del envejecimiento, por lo que es importante ir al médico para recibir tratamiento. Puede estar causada por enfermedades como la hipertensión arterial, diabetes, arteriosclerosis o la cardiopatía isquémica y es importante reconocer los síntomas para poder corregir los factores contribuyentes y evitar su progresión a patologías más graves.

A partir de los cincuentas, aparte de la disfunción eréctil puede comenzar a experimentar síntomas inherentes al agrandamiento de la próstata o hiperplasia benigna. Los síntomas son urgencia para orinar, levantarse a orinar por la noche, tener menor intensidad en el “chorro” de la orina y molestias durante el vaciado de la vejiga. La hiperplasia benigna no es un factor detonante de cáncer, sin embargo los hombres tienen que considerar ir a revisión con el urólogo así como las mujeres acuden al ginecólogo.

Otro problema que puede presentarse a partir de los cincuentas y sesentas es el cáncer de próstata. Es necesario acudir a revisión periódica si se tienen antecedentes familiares de cáncer de próstata desde los 40 años y revisar en sangre el antígeno prostático específico. Si se detecta a tiempo este tipo de cáncer es curable.

Suscríbete a nuestro newsletter




Hospital HMG Coyoacán

División del Norte 3395, Col. Coyoacán, C.P. 04380 CDMXTeléfonos: 55 4359-9208lunes y viernes 6:00 - 8:00 pmVer mapa

Hospital San Ángel Inn Universidad

Avenida Río Churubusco 601, Col. Xoco, C.P. 03330, CDMXTeléfonos: 55 4359-9208lunes 3:00 - 4:30 pmmiércoles y jueves 4:00 - 7:00 pmsábado 8:00 am - 1:00 pmVer mapa