La fimosis es la imposibilidad de retraer el prepucio, que es la capa de piel que rodea a la punta del pene. El prepucio debe poder retraerse por debajo del glande en la mitad de los niños alrededor del año de edad y en el 90% de los niños de 3 años.

Si bien es raro que el prepucio no se pueda retraer en los jóvenes y los adultos, cuando esto ocurre, las dificultades para una limpieza adecuada de esta zona pueden asociarse con infecciones recurrentes de las vías urinarias, dificultar el vaciamiento completo de la vejiga, causar inflamación del pene, conocida como balanitis o inflamación del glande y el prepucio (balanopostitis). A veces la fimosis puede producir dolor durante las relaciones sexuales.

Para tratar la fimosis pueden utilizarse cremas con antiinflamatorios, pero si se trata de casos repetidos o hay complicaciones puede ser necesaria la circuncisión, que es la remoción quirúrgica del prepucio.

La parafimosis es una urgencia médica en la cual no se puede regresar el prepucio retraído a su posición normal, no debe quedar sin tratamiento, ya que puede producir gangrena o muerte del tejido por falta de flujo sanguíneo, en cuyo caso sería necesaria la amputación. Sin embargo; la mayoría de los casos atendidos oportunamente pueden resolverse mediante la retracción manual del prepucio o mediante la punción o una pequeña incisión en el prepucio bajo anestesia local o sedación.

Suscríbete a nuestro newsletter




Hospital HMG Coyoacán

División del Norte 3395, Col. Coyoacán, C.P. 04380 CDMXTeléfonos: 55 4359-9208lunes y viernes 6:00 - 8:00 pmVer mapa

Hospital San Ángel Inn Universidad

Avenida Río Churubusco 601, Col. Xoco, C.P. 03330, CDMXTeléfonos: 55 4359-9208lunes 3:00 - 4:30 pmmiércoles y jueves 4:00 - 7:00 pmsábado 8:00 am - 1:00 pmVer mapa